Suelos de madera

Los suelos de madera otorgan calidez a los ambientes y resulta determinantes en el aspecto estético de la vivienda.

Tipos de suelos de madera

La elección de los pavimentos resulta la tarea más difícil en las reforma del hogar. La madera es una de las opciones más acertadas por su calidez y resistencia. Las ventajas de este material es la cantidad de ofertas que encontramos en el mercado en función a sus sistemas de colocación, diversidad de calidades y el tipo de mantenimiento. Generalmente se le llama parque a todos los pisos de madera, pero en verdad hay tres grupos: la tarima, el parquet flotante y parquet encolado. La diferencia la encontramos en los precios.

1º) Parquet flotante: Uno de los más comunes en las actuales viviendas de nueva construcción. Formado por listones de pino o madera terciada con una lamina superior de una madera noble de 4 mm., encoladas y unidas entre si por cantos con un machimbre perimetral. Se apoya sobre una superficie de espuma de poliuretano aislante para que quede flotante. Se puede instalar sobre el viejo suelo, su instalación es rápida y limpia debido a que viene de fábrica lijado y barnizado. Se puede renovar su capa protectora con un pulido cada 10 años otorgando una vida útil, no más de 20 años. Las maderas más comerciales son la haya, el roble europeo, el fresno y el roble americano.



2º) Parquet encolado :Estuvo de moda con mucha fuerza hace unos años. Formado por tablillas de madera maciza de 15 mm de espesor encolado a un suelo firme, plano y nivelado. Su colocación permite crear o combinar formas y dibujos, como la espiga, el bastón roto, en diagonal, baldosa con taco, damero, etc., o la colocación tradicional en paralelo. Es importante el control de la humedad, su exposición al sol para lograr una buena conservación.

3º) Tarima maciza: Su característica principal es que permanece alejada del suelo, nunca entra en contacto con él. Formado por tablas de madera maciza de 20 mm de espesor clavadas sobre listones gruesos de madera encoladas al suelo perfectamente nivelado. La más tradicional por sus propiedades estéticas y decorativas de sus veteados. Su colocación no es tan rápida como en el parquet pero son para toda la vida por su gran resistencia. Cuando utilizamos suelos de maderas en las zonas húmedas de la casa es conveniente que sean de tarima maciza. Sus variedades es extensa, siendo las frecuentes: el roble, la haya, la jatova, etc.

4º) Imitaciones de la madera: Elegidos por su bajo precio, alta resistencia a la humedad y a los usos extensivos. Compuesto por derivados de la madera como la viruta unidas por componentes sintéticos. Podrá prescindir de un profesional por su fácil colocación y podrá hacer realidad el suelo de madera en la cocina o en el cuarto de aseo. Sus dibujos y tonalidades imitan a la perfección las vetas y nudos de las maderas más exigentes.

~ por caosenreformas5 en 28 diciembre 2009.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: