REJAS EN LAS VENTANAS.

La decisión de poner rejas en las ventanas puede ser díficil en muchos casos. Sobre todo cuando su instalación altera el estilo decorativo original del interior. Pero cuando se trata de la seguridad, especialmente cuando comienzan a venir los niños y se vive en pisos altos, debe convertirse en la prioridad. Los grandes ventanales y aquellos de piso a techo son los primeros candidatos. Pero hay maneras de lograr esta seguridad respetando el estilo de la casa.

Lo primero que hay que tener en cuenta es si realmente es necesaria la reja. Por ejemplo, si los bordes de las ventanas son bajos (1.20 metros o menos), si hay niños en casa y la habitación tiene muchos objetos sobre los cuales pueden treparse y alcanzar la ventana, lo mejor es ir buscando alternativas de protección.

Luego nos tomamos un tiempo para observar el estilo, los materiales y los colores del espacio. Las rejas deberán ser del mismo material que los muebles y marcos de las ventanas (madera con madera, metal con aluminio o fierro, etc). Los colores no serán iguales, pero se puede encontrar el matiz que combine mejor.


Si los muebles de madera son antiguos, se preferirá un modelo barroco (volutas) en las rejas; mejor si están hechas en roble, cedro o pino, dependiendo de la tonalidad. Si es más moderno hay rejas fabricadas con varas diagonales en dos series que se cruzan, formando agujeros en forma de rombo.

En el caso del aluminio para muebles de acero u otro metal, las posibilidades son más limitadas, siempre usando el ángulo recto. La rejas de fierro en cambio son más versátiles, pero su mantenimiento es más delicado, ya que pueden oxidarse fácilmente -a diferencia del aluminio- si no han sido debidamente protegidas con pintura anticorrosiva al momento de su instalación.

También existen las rejas empotrables, es decir, que pueden ponerse y sacarse de su sitio de ser necesario. Se asientan en dos rieles ubicados en las ventanas y cuentan con dispositivos de anclaje. Si se decide enrejar las ventanas, se debe hacer por completo, sin dejar espacios libres, pues esto malograría el equilibrio visual y lo más importante, podría ser una tentación para los pequeños.

~ por caosenreformas5 en 15 enero 2010.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: